Un dechado de prestaciones, Handcrafted by Racers.

CLASE AMGT

Ha venido para conquistarle.

Ya está aquí. La declaración de principios de Affalterbach. Su capó largo, un habitáculo en posición muy atrasada y una zaga ancha y poderosa describen las proporciones básicas de un automóvil deportivo de Mercedes-AMG. Su mirada acechante a poca altura sobre el suelo es reflejo de un ímpetu irrefrenable. Dos modelos disponibles: Mercedes-AMG GT y Mercedes-AMG GT S.

Propulsión: pura fuerza, a base de metal, plástico y know-how

Los motores potentes han sido siempre la especialidad de Mercedes-AMG. Ingenieros con experiencia desarrollan con pasión y entusiasmo grupos de altas prestaciones sin parangón en todo el mundo.

A diferencia de la producción en grandes series, aquí se monta tradicionalmente cada motor a mano según el principio «One Man, One Engine». Un técnico monta un propulsor completo y es responsable de esta tarea, desde el montaje del cigüeñal en el bloque motor hasta el cableado y el llenado con aceite de motor. Esto puede apreciarse por la firma que deposita en la placa de identificación del motor AMG.

Este principio artesanal se aplica también en el motor AMG V8 biturbo de 4,0 litros de nuevo desarrollo con engrase por cárter seco oculto bajo el largo capó del nuevo Mercedes-AMG GT y GT S, con una potencia de hasta 375 kW y un par motor máximo de 650 Nm.

Técnica: nacido en el circuito, crecido en la calle

Para construir un vehículo de altas prestaciones no basta con aumentar la potencia del motor. Es más bien la suma de detalles técnicos lo que permite convertir en prestaciones la fuerza de propulsión y afrontar las elevadas fuerzas centrífugas.

La AMG DRIVE UNIT con el controlador DYNAMIC SELECT de Mercedes-AMG permite preseleccionar los programas de conducción a la medida de las preferencias. El cambio deportivo de 7 velocidades SPEEDSHIFT DCT AMG y los diferenciales autoblocantes en el eje trasero (según el modelo, mecánico o electrónico) convierten finalmente la fuerza en aceleración.

La realización del concepto de doble brazo transversal utilizado con éxito en el automovilismo permite conseguir prestaciones de un bólido de competición con el tren de rodaje deportivo AMG y con el tren de rodaje deportivo AMG RIDE CONTROL con sistema de amortiguación variable. Esto se revela sobre todo en un elevado dinamismo transversal y en una estabilidad direccional excelente a alta velocidad.

Construcción ligera: cada gramo está ahí donde debe estar

Más ligero delante que detrás. Las excelentes prestaciones de un deportivo se basan en una distribución ideal del peso. Gracias a numerosas medidas inteligentes de construcción ligera y a un sofisticado concepto de propulsión, el nuevo Mercedes-AMG GT desplaza el reparto de masas claramente hacia atrás.

Esta distribución optimizada de peso entre el eje delantero y el eje trasero en proporción 47:53 se debe mediante al principio Transaxle. El motor delantero central está unido con el cambio de doble embrague situado junto al eje trasero por medio de un árbol de transmisión de fibra de carbono, extremadamente ligero y rígido a la torsión.

El compacto motor AMG V8 biturbo de 4,0 litros se monta en posición baja en la carrocería spaceframe de aluminio y dispone de engrase por cárter seco. Esto permite rebajar el centro de gravedad del vehículo, y el depósito de aceite externo y la bomba de aceite a presión aseguran un suministro ideal de aceite incluso bajo una aceleración transversal elevada.

CLASE AMGT
CLASE AMGT
CLASE AMGT